Google+ Followers

19 nov. 2013





 El ahorro

Esta palabra no sólo se refiere a la economía, sino a la forma de realizar trabajos con menos esfuerzo o gasto energético.

Por ejemplo, si manejamos el auto a mucha velocidad, gasta más gasolina que si manejamos con prudencia.

Y refiriéndonos a la parte económica, el ahorro se refiere a la parte de nuestras entradas o ingresos que después de deducir los gastos que tengamos, quedará un resto que llevamos por lo general al banco e ir aumentando así nuestro capital en moneda o efectivo.

La formula para calcular el ahorro se expresa así:

                     A = ID - G           

 Donde A representa el ahorro,   ID  es el ingreso disponible  y G representa el total de gastos.

Para poder ahorrar, obviamente habrá que reducir los gastos, o aumentar los ingresos.

Cada quién sabrá donde debe o puede reducir, y es buen método llevar una lista de gastos fijos como son diferentes cuotas a pagar, que serán los gastos fijos de cada período, por ejemplo mensual.

El resto representa el ahorro que puede aumentarse disminuyendo gastos superfluos, lujos excesivos, lo que no quiere decir que debamos privarnos de las cosas que nos gustan, pero si, hacer un esfuerzo en gastar menos en cosas de este tipo.

Voy a comprar una computadora que verdaderamente necesito, y voy a comprar la más costosa, porque no voy a ser menos que el vecino...

Yo quería tener un carrote y al sopesar costos y beneficios, terminé comprando un carrito que me lleva a todas partes.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario